¡Cómo hemos cambiado!

El desarrollo de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación ha supuesto, supone y supondrá un avance hacia un nuevo mundo. Pero, ¿nos hemos parado a pensar qué dejamos atrás?